Portada del sitio > Secretarías > Secretaria de Prensa y Comunicación > En los medios > Alerta por la aparición de alacranes en dos estaciones de subte

Clarín

Alerta por la aparición de alacranes en dos estaciones de subte

Viernes 20 de enero de 2017, por Prensa del Subte

Estaban en la línea D. Uno en la estación Bulnes y otro en 9 de Julio.

El caso de Tobías, el chico de cinco años que fue picado por un alacrán en pleno Palermo Soho, parece haber echado luz sobre una realidad que parece más habitual de lo que se cree. Ayer, dos alacranes fueron encontrados por trabajadores del subte de la línea D, un ámbito propicio para ellos, según coincidieron fuentes de Metrovías y de la Asociación de Trabajadores del Subterráneo y Premetro (AGTSyP) en diálogo con Clarín. Uno de los ejemplares apareció en el andén de la estación Bulnes; el otro, en el vestuario de la estación 9 de Julio.

Los empleados encargados de la fumigación cuentan que ya han encontrado alacranes años anteriores. Inclusive han sufrido picaduras, reconoció Metrovías a este diario, “pero ninguno con repercusiones serias”, aclararon. Por dos motivos: los empleados no están entre la población potencialmente riesgosa que la conforman “ancianos o niños o personas con problemas de base de salud” y porque “las especies encontradas son de un nivel de toxicidad bajo”. Pero Francisco Ledesma, secretario de Salud Laboral y Condiciones en el Medio Ambiente de Trabajo de la AGTSyP describe un panorama más preocupante: según él, los alacranes pican a 10 usuarios y a entre 25 y 30 empleados al mes.

En un comunicado emitido por la empresa operadora de la red de subtes, se explica que las medidas de prevención se desarrollan durante todo el año. A través de un esquema de fumigación y control de plagas. “La primera y tercera semana de cada mes todos los trenes de todas las líneas son sometidos a tareas de fumigación”. Las otras dos semanas, se realizan las mismas tareas pero en las estaciones, es decir, los lugares donde circulan usuarios y empleados, según dieron a conocer. A raíz de eventos puntuales como este, se realizan acciones fuera de rutina. “En la noche de ayer se hizo un refuerzo de fumigación en la estación 9 de julio y esta noche se estará haciendo lo propio en Bulnes”, expresaron y agregaron que “se implementó la colocación de mallas en la rejilla de los baños de algunas instalaciones que así lo requerían”.

Del gremio hacen una serie de reclamos: “Pedimos que se cambie de producto, que la fumigación sea más específica y las limpiezas, más profundas porque sino no se lo puede combatir”. Tanto la AGTSyP como la empresa saben que los túneles, andenes y durmientes de los subtes son lugares propicios para que los alacranes vivan. "La oscuridad, el calor y la humedad del verano aumenta su presencia”, informó Metrovías en un intento de transmitir tranquilidad a los usuarios.

Pero Ledesma dice que para los trabajadores es indistinto el mes del año que sea ya que “siempre esta húmedo por las filtraciones y hace calor”. Por filtraciones se refiere al agua que desciende al nivel subterráneo debido a obras que se desarrollan en la superficie. “Cada vez que hay movimiento de estructuras, como pasa ahora en la zona de Parque Patricios o Constitución, por caños rotos se filtra agua por los túneles y lo vuelven más húmedo”, explica Ledesma.

Ver en línea : Clarín