Camino al 34º Encuentro Nacional de Mujeres

Charlamos con nuestra Secretaria de Género, Karina Nicoletta, sobre qué es el Encuentro Nacional de Mujeres, la importancia de estos espacios de organización y como viene el próximo encuentro, que se realizará en La Plata el próximo mes.

- ¿En qué momento y por qué surge la necesidad de empezar a participar de los encuentros desde la organización gremial?

- Las trabajadoras del subte participamos de los Encuentros Nacionales de Mujeres hace 15 años de manera ininterrumpida, y en cada oportunidad asistimos sumando compañeras de los diferentes sectores. El primer encuentro del que participamos como trabajadoras organizadas fue en el año 2004, que se llevó a cabo en la ciudad de Mendoza. Hasta ese momento asistían compañeras de manera autónoma. La necesidad de empezar a participar de forma organizada fue una decisión de las propias trabajadoras, que tras conformar la Comisión de Mujeres del Subte vimos la necesidad de compartir nuestra experiencia colectiva, en el marco de la histórica y simbólica lucha por la recuperación de la jornada de 6 horas. La Comisión de Mujeres tuvo su origen en el momento en el que se dio la lucha por la jornada, cuando la empresa salió al ruedo argumentando que si la actividad del subte finalmente era consideraba insalubre por la Legislatura porteña tendría que despedir a todas las mujeres, porque así lo estipulaba la ley (se referían a una vieja normativa de 1924 que prohibía el trabajo de mujeres en ámbitos insalubres). En ese momento las trabajadoras no llegábamos a conformar el 20 por ciento del plantel, de todas formas, nos transformamos en una auténtica minoría activa, nos asesoramos con abogadas feministas y organizadas logramos desterrar el miedo al despido y avanzar en otras cuestiones respecto a nuestras condiciones de trabajo y oportunidades (Como ser el aumento significativo de la suma que la empresa daba en concepto de guardería, incorporar el pantalón en el uniforme de las mujeres y la posibilidad de que pudieran ascender a los sectores de tráfico, ya que hasta ese momento nos eran vedados los puestos de guarda o conductora).

- ¿Cuál es la importancia de la participación de las mujeres de sindicalistas en general y de AGTSyP en particular en estos espacios?

- Los Encuentros Nacionales de Mujeres (ENM) son una práctica social que hace 22 años consecutivos se realiza en la Argentina, con una historia muy larga desde la vuelta de la democracia. Desde la CTA y desde la AGTSyP las trabajadoras participamos hace muchos años, y en la última década se potenció a partir del aumento de la sindicalización, lo que multiplicó profundamente la participación en estos encuentros, diversificando los espacios de debate. Cada año se pone en común la realidad que nos atraviesa a las mujeres en la vida cotidiana y en nuestros lugares de trabajo.
Es muy importante la participación de las trabajadoras organizadas en los mismos poniendo en discusión la agenda feminista del trabajo, aún más considerando el enorme rol que hemos jugado en las calles y en nuestras organizaciones construyendo unidad y resistencia frente a las políticas de ajuste y retroceso llevadas a cabo por el gobierno de cambiemos. Desde nuestra organización en particular, sumando la voz de las compañeras en torno a los conflictos que hoy por hoy nos atraviesan en nuestro colectivo, y por otra parte aportando la mirada de clase frente a las diferentes opresiones que atraviesan a las mujeres.

- ¿Como crees que cambió el rol de las mujeres en el sindicalismo en el último tiempo?

- En un momento de profunda movilización feminista, el rol de las mujeres en el sindicalismo ha tomado un enorme protagonismo, construyendo unidad estratégica entre las trabajadoras de todas las centrales sindicales y las confederaciones de la economía popular.
La revolución de las mujeres también atraviesa a los sindicatos. El 2015 nos sorprendió con la irrupción de un movimiento feminista con enorme capacidad de movilización, que puso en primer momento una agenda centrada en las violencias, en un grito colectivo contra los femicidios y permitió luego hacer eje en las desigualdades estructurales del sistema patriarcal y neoliberal, poniendo en clave política la precarización sobre nuestras vidas y trabajos remunerados y no remunerados. Entendiendo que somos todas trabajadoras, esta irrupción hizo visible un activismo feminista presente en las organizaciones sindicales. Como sindicato acompañamos activamente la agenda del movimiento de mujeres, con una gran participación de las trabajadoras organizadas en esos espacios: adhiriendo activamente a todos los paros internacionales de mujeres, lesbianas, trans, travestis. Nos movilizamos masivamente junto a las diferentes convocatorias Ni Una Menos, con intervenciones en las diversas cabeceras y lugares de trabajo. Estuvimos presentes en las históricas vigilias del 13/14 de junio de 2018 en diputados y el 8 de agosto en el senado por Aborto Legal, Seguro y Gratuito, como así también en los martes verdes y en los diferentes Pañuelazos. El año pasado, en la jornada previa al tratamiento del proyecto en el Senado junto al NUM y la Campaña por la legalización del aborto convocamos a una intervención en las 6 líneas del subte, de la que participaron más de 70 organizaciones feministas. Se denominó Operación Araña, simbólica jornada en la que la tierra tembló desde abajo.
Construimos un sindicalismo que abraza el feminismo y que abraza las causas de los sectores populares. La secretaría aporta a la transversalidad de la perspectiva de género en la política general del sindicato, asumiéndola a su vez como herramienta gremial y política que amplía la participación, democratizando la estructura de nuestra organización.

- ¿Que expectativas tenés sobre este encuentro en particular?

- Este 34 ENM será apenas quince días antes de las elecciones generales, y obviamente estará muy atravesado por ello, en un contexto en el que se agravaron las condiciones de vida de lxs trabajadorxs y los sectores populares. En este marco es que vamos a nuestro 34º Encuentro Nacional de Mujeres, lesbianas, trans, travestis, entendiendo que expresará el proceso de organización que venimos llevando a cabo, con nosotras como protagonistas principales de la lucha contra las políticas de este gobierno, encarnada por las trabajadoras organizadas y de la economía popular. Justamente porque hay un movimiento sindical, social, feminista que ha puesto en jaque todos y cada uno de los ataques que el modelo neoliberal ha hecho a las conquistas de este pueblo.
Esperamos con ansiedad este evento multitudinario y único en el mundo, de carácter horizontal, auto convocado, plural, democrático, auto sostenido, federal y autónomo. Discutir las diferentes problemáticas que nos aquejan como mujeres, nuestras historias de lucha y resistencia.
A lo largo y a lo ancho del país nos venimos organizando para participar y se espera arriben más de 100 mil mujeres a la ciudad de la Plata.

Karina Nicoletta, Secretaria de Género AGTSyP

Imágenes: Cobertura 8M Secretaría de género AGTSyP